Un fragmento de una escena del cómic. | Redacción Local

5

El acto de conciliación que debía tener lugar este miércoles entre el sindicato policial Jupol, por un lado, y el autor del cómic On és l’Estel·la? y la editorial que lo publicó, por el otro, se ha suspendido. Un portavoz de Jupol ha explicado a este periódico que se ha suspendido a instancias del sindicato, que lo ha solicitado tras conocer que no se había conseguido citar formalmente a Toni Galmés, el autor de las ilustraciones. La voluntad de Jupol es que el acto de conciliación tenga lugar más adelante, una vez la Justicia haya convocado formalmente tanto a la editorial como al propio Galmés.

Posteriormente, el director de la editorial Comanegra, Joan Sala, ha comparecido acompañado de su abogado, Josep de Luis, en Can Alcover. Sala ha explicado que de todos modos -si son citados a un nuevo acto de conciliación- no aceptarán las peticiones que les hace el sindicato para evitar la querella. Estas peticiones son que les pidan disculpas por «denigrar la imagen del Cuerpo Nacional de Policía y la Guardia Civil», que se proceda a retirar y eliminar los ejemplares de On és l’Estel·la? Y que se prohíba la publicación y distribución del cómic.

Sala ha apelado a la libertad de expresión y de creación artística y a la sátira. El editor considera que la querella anunciada por los sindicatos policiales pretende atemorizar a los ciudadanos, «crear miedo», y que abre la puerta a «la censura previa».

Noticias relacionadas

El Govern balear, que subvencionó con 1.000 euros la publicación de On és l’Estel·la, también había sido citado inicialmente al acto de conciliación. No obstante, recurrió alegando que, en tanto que administración pública, no podía ser legalmente citado a dicho acto. El juez estimó su recurso y lo exoneró de comparecer.