María Luisa Carcedo, durante su discurso en la inauguración de las jornadas de salud. | @del_illes

8

La ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, María Luisa Carcedo, ha destacado este viernes en Palma la excelencia del Sistema Nacional de Salud, que, según ha resaltado, es considerado por muchos como uno de los mejores sistemas sanitarios del mundo.

Carcedo ha inaugurado la V Jornada de Salud de Islas Baleares, en la que ha agradecido a los profesionales sanitarios su esfuerzo, de manera especial el realizado durante los años de crisis.

La titular de Sanidad ha asegurado que las iniciativas que se están llevando a cabo desde su departamento tienen como propósito de «avanzar hacia una sociedad más justa, que progrese y reenganche a la clase media y a quienes se quedaron atrás».

Entre los retos del futuro, la ministra ha mencionado los problemas derivados de la crisis, el incremento de la esperanza de vida, la «costosa» incorporación de nuevas tecnologías y medicamentos o las necesidades y aspiraciones del personal sanitario y de la ciudadanía.
En este punto, Carcedo ha recordado que la restitución de la asistencia sanitaria como derecho universal ha sido la primera medida que impulsó su departamento.

La ministra ha insistido en que uno de los principios de la actuación del ministerio es que el acceso a la salud no dependa «ni del lugar de residencia, ni del color del partido que gobierne en cada territorio, ni de la condición socio-económica» de cada ciudadano.
Por ello, los presupuestos generales del Estado de 2019 incluyen la supresión de las «barreras económicas» que suponen los copagos farmacéuticos para pensionistas con rentas inferiores a 11.200 euros y perceptores de las prestaciones económicas de la Seguridad Social por hijo a cargo (11.900 euros).