3

Más de 202.000 viviendas de Baleares deberán superar el informe de evaluación de los edificios (IEE) en 2018, una inspección de carácter obligatoria para los inmuebles con más de 50 años -en algunas CCAA y ayuntamientos es incluso a partir de 30 años- que examina, entre otros aspectos, su estado de conservación, su grado de eficiencia energética y sus condiciones de accesibilidad.

Así lo recoge el informe elaborado por la Mutua de Propietarios en colaboración con el Colegio Oficial de Aparejadores, Arquitectos Técnicos e Ingenieros de Edificación de la Región de Murcia (Coaatiemu).

Según ha explicado la responsable de Siniestros de la Mutua de Propietarios, Marta Campos, el informe realizado por ambas organizaciones identifica las principales operaciones de mantenimiento que deben realizarse en un edificio.

Campos ha explicado que estas operaciones tienen que ver con daños en las estructuras de madera, grietas, humedades, carcoma, instalaciones eléctricas obsoletas y aluminosis.

«Es necesario concienciar a los propietarios y usuarios de viviendas de que deben realizar las inspecciones, operaciones y preventivas de mantenimiento, de sustitución y de adecuación necesarias en sus edificios que garanticen su seguridad», ha declarado.