A los bomberos se les añaden policías locales y personal de Emaya. | A. Sepúlveda

6

El Ayuntamiento de Palma, a instancias del Servicio de Coordinación de Emergencias 112 del Govern, ha enviado este jueves a la comarca del Llevant de Mallorca a 10 agentes de la Policía Local, y a 20 efectivos de los Bombers de Palma con un total de 8 camiones ligeros.

Además, EMAYA también ha aportado personal técnico para reiniciar el funcionamiento de la estación depuradora de San Llorenç y la red de alcantarillado. Además, ha enviado cinco camiones de recogida de trastos con sus conductores, que a partir de ahora trabajarán en la zona hasta que sea necesario.

Este miércoles un grupo de diez operarios de la empresa municipal ayudaron a restablecer el servicio de agua potable en Son Carrió.

Precisamente ese mismo día hubo una cierta polémica entre algunos efectivos de los bomberos de Palma y las autoridades municipales, al reclamar los primeros que fueran enviados a contribuir a las labores de rescate en Sant Llorenç, una situación que se saldó con el envío de una autobomba.

Noticias relacionadas