El paso a nivel de Verge de Lluc será substituido por un paso subterráneo para peatones. | Pere Bota

1

El Govern invertirá 774.365 euros en la construcción de un paso subterráneo para peatones bajo las vías del tren de la estación Verge de Lluc, en Son Rullán, que eliminará el paso a nivel que hay actualmente.

El objetivo de este proyecto es construir un paso inferior bajo la plataforma ferroviaria de Verge de Lluc que conecte ambos márgenes, ha explicado el Govern en una nota de prensa.

La licitación de las obras, que incluirán también un aparcamiento, se hará durante el mes de junio y se prevé que la adjudicación y el inicio de la construcción se realice durante septiembre y finalicen en febrero de 2019.

Para definir el proyecto se ha seguido un proceso participativo en el que han intervenido el Govern, el Ayuntamiento de Palma y los vecinos de la zona, y en el que se evaluaron, inicialmente, dos propuestas: la construcción de una pasarela elevada y el paso subterráneo, que ha sido la opción elegida.

El proyecto se encuentra en fase de exposición pública hasta el 28 de mayo y cualquier entidad o vecino puede presentar alegaciones, ha indicado el Govern.

El conseller de Territorio, Energía y Movilidad, Marc Pons ha señalado durante la presentación del proyecto que el objetivo de Servicios Ferroviarios de Mallorca es quitar todos los pasos a nivel, tanto los de tráfico rodado como los de peatones, para conseguir una red de transporte público más segura.

También ha apuntado que, además del proyecto de Verge de Lluc, que es el último paso a nivel que queda en Palma, se licitarán este año las obras para eliminar cuatro pasos a nivel más, dos en Marratxí y dos en Consell.