Un usuario habitual de los autobuses del Consorci de Transports de Mallorca ha grabado a través de su teléfono móvil las graves deficiencias del vehículo que este mismo viernes cubría la ruta entre Inca y Lluc.

Un usuario habitual de los autobuses del Consorci de Transports de Mallorca ha grabado a través de su teléfono móvil las graves deficiencias del vehículo que este mismo viernes cubría la ruta entre Inca y Lluc.

Según ha descrito este ciudadano, «el conductor no puede cobrar a los pasajeros, porque tiene que aguantar la puerta del bus, que está rota».

Tal y como se aprecia en el vídeo, una vez ha subido y bajado todo el mundo, el conductor vuelve a atar una cuerda, no demasiado gruesa, que es el único medio que sujeta la puerta averiada, antes de retomar la marcha, lo que a simple vista supone un grave fallo de seguridad.

Noticias relacionadas

Tras varios intentos por parte de este periódico de comunicar el fallo a la empresa que gestiona el servicio de transporte público por carretera y a la Conselleria de Mobilitat del Govern, estos últimos han confirmado que abrirán una investigación, que podría desembocar en la retirada de la concesión a la empresa de autobuses responsable del mismo.