En la imagen, el alcalde de Palma, Jose Hila, junto al rector de la UIB, Llorenç Huguet, firmando un convenio para que los alumnos puedan realizar prácticas en Cort. | Ayuntamiento de Palma

3

El Ayuntamiento de Palma y la Universitat de les Illes Balears (UIB) han firmado un convenio que permitirá a los estudiantes de grado y postgrado de títulos oficiales realizar prácticas académicas curriculares y extracurriculares en el consistorio.

El convenio firmado este miércoles ha sido aprobado por la junta de gobierno municipal, ha informado el ayuntamiento en un comunicado.

El alcalde de Palma, Jose Hila, ha explicado que este convenio es «un paso más» en una colaboración estrecha entre el Ayuntamiento de Palma y la UIB y ha destacado cómo pueden «beneficiar» estas prácticas los estudiantes.

«Creo que será una experiencia que les ayudará en el futuro, los hará mejores profesionales y les enseñará cómo funciona un Ayuntamiento», ha dicho.

El rector de la UIB, Llorenç Huguet, ha destacado que «poder conocer la administración de un Ayuntamiento da una visión muy amplia de posibilidades de futuro profesional» y el convenio «dará más fuerza y más agilidad» a solicita este tipo de trabajos y rapidez a la selección de los estudiantes.

Según el rector, éstas son unas prácticas muy «demandadas».

Las prácticas curriculares son las que hacen los estudiantes como actividades académicas integrantes de su plan de estudios. Las extracurriculares se realizan de manera voluntaria durante su periodo de formación.

La finalidad de las prácticas es contribuir a la formación integral de los estudiantes complementando su aprendizaje teórico y práctico y facilitar el conocimiento de la metodología de trabajo adecuada a la realidad profesional en que los estudiantes han de operar, contrastando y aplicando conocimientos adquiridos.

Además buscan favorecer el desarrollo de competencias técnicas, metodológicas, personales y participativas, obtener una experiencia práctica que les facilite la inserción en el mercado de trabajo y mejore su empleabilidad futura y favorecer también los valores de la innovación, la creatividad y el emprendimiento.