En la imagen, la regidora de Sanitat i Consum, Antònia Martín, acompañada de la directora general del área, Maria Antònia Comas y de todo el equipo de prevención de plagas. | Ayuntamiento de Palma

0

La regidora de Sanitat i Consum, Antònia Martín, acompañada de la directora general del área, Maria Antònia Comas y de todo el equipo de prevención de plagas del Ayuntamiento, han presentado este miércoles el tratamiento aéreo que se ha iniciado este miércoles para prevenir la proliferación del mosquito común en la zona de la Platja de Palma, Pla de Sant Jordi y ses Fontanelles mediante un helicóptero.

La regidora ha explicado que este año, por el motivo de la elevadas temperaturas y las elevadas cantidades de agua embalsada por la lluvias caídas durante los últimos meses, el tratamiento se ha tenido que avanzar un mes respecto a otras temporadas. «Queremos menguar al máximo las molestias derivadas de la presencia del mosquito común tanto para los vecinos como de cara al inicio de la temporada turística», ha explicado Martín.

El tratamiento de prevención se hace mediante un herbicida denominado 'bacilus turigensis varietat israeliensis' que no tiene ninguna repercusión ni para las personas no para otros animales.

La utilización del helicóptero permite que un solo día se haga una aplicación que abraza un total de 80 hectáreas de las zonas de la Platja de Palma, Plas de Sant Jordi y ses Fontanelles.

El biólogo de la empresa encargada de la prevención de plagas, Alberto Chordá, ha explicado que este año des del pasado 2 de marzo ya se están llevando a cabo tratamientos de tipo terrestre con cuatro equipos técnicos para prevenir la proliferación del mosquito común y ha dicho que con la aplicación aérea de este miércoles se podrá abrazar un territorio más ámplio y que, además es difícilmente accesible dada la elevada acumulación de agua.