0

El proyecto «Smart Island Mallorca», uno de los tres beneficiarios de la primera convocatoria de Islas Inteligentes que impulsa el Gobierno, ha celebrado este martes su primera reunión preparatoria para determinar sus etapas y sentar las bases de la iniciativa.

Durante el encuentro se han determinado los objetivos para poner en marcha la iniciativa cuanto antes, informa en una nota de prensa el Ministerio de Industria, Energía y Turismo.

«Smart Island Mallorca», que cuenta un presupuesto de 8.876.245 euros financiados al 100 % por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo, a través de Red.es, propone la gestión tecnológica de la isla mediante la implantación de una plataforma inteligente y un conjunto de actuaciones para desestacionalizar el turismo.

Uno de sus principales ejes es la creación de una plataforma Smart Island y un Sistema de Orientación Geográfica (GIS) corporativo.

En el ámbito turístico se creará otra plataforma, se transformará digitalmente la oficina de turismo, se instalarán paneles interactivos y «hotspots» de wifi público y se analizarán los flujos turísticos, entre otras acciones.

También se realizarán actuaciones en el ámbito del patrimonio y de la movilidad, con la instalación de estaciones meteorológicas, sensores de flujo de tráfico, aparcamiento inteligente y paradas de autobús inteligentes.

Además, se proponen actuaciones de eficiencia energética, de resiliencia y de gobierno abierto.

El encuentro se ha realizado en la sede del Consell de Mallorca y en ella han participado el director general de Red.es, Daniel Noguera; el director de Servicios Públicos Digitales de Red.es, Francisco Javier García Vieira; la consellera insular de Modernización y Función Pública, Carmen Palomino; el conseller insular de Economía y Hacienda, Cosme Bonet, los secretarios técnicos de ambos departamentos, entre otros.

Mallorca, Fuerteventura y El Hierro son las tres beneficiarias de la primera convocatoria de Islas Inteligentes del Ministerio de Industria, Energía y Turismo, cuyos proyectos suman 19 millones de euros.

El objetivo es impulsar proyectos que integren la estrategia de isla inteligente, contribuyan a la mejora de los servicios públicos del territorio y estén orientados a mitigar los efectos negativos de la insularidad, a través del empleo de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC).