Repostar carburante sale más caro en el archipiélago que en el resto del país. | Redacción Local

25

Las familias de Balears son las que más gastan en combustible, con un gasto medio anual de 1.487 euros en carburantes y lubricantes para vehículos en 2015, muy por encima de la media nacional de 1.185 euros, según un estudio de AIS Group.

Después de Balears, los hogares de las provincias de A Coruña (con 1.450 euros), Toledo (1.425) y Murcia (1.390), son los que mayor gasto medio realizan en carburante, ha informado la empresa autora del informe en un comunicado.

Por el contrario, aragoneses y vascos son los que menos gastan de media en este tipo de productos, ya que Teruel, Zaragoza, Huesca y Álava presentan volúmenes inferiores a los 1.000 euros anuales en carburante por familia.

Entre las localidades de más de 10.000 habitantes donde las familias realizan el gasto medio más elevado figura el municipio de Son Servera, con 1.997 euros.