El Ajuntament quiere hacer una plaza en esta zona de aparcamientos del Passeig Marítim. | Joan Torres

43

El Ajuntament pretende eliminar las plazas de aparcamiento del centro del Passeig Marítim, en el tramo comprendido entre la calle Monseyor Palmer y una vez pasado el Auditòrium, para hacer una zona verde. El teniente de alcalde d’Urbanisme, Antoni Noguera, destacó que el objetivo es «pacificar el Passeig Marítim» y añadió que esta medida irá acompañada por la eliminación de un carril de circulación en cada sentido.

El gerente d’Urbanisme, Joan Riera, explicó que sólo se suprimirían unas 50 plazas de aparcamiento y precisó que no habrá problemas de estacionamiento porque los vehículos pueden ir al párking de Marqués de la Senia. De cara a un futuro también se podría contar con el aparcamiento previsto en s’Aigua Dolça.

Riera manifestó que el objetivo es que una plaza envuelva el Auditòrium. En concreto, se unirían las dos existentes y se añadirían los carriles de circulación en dirección a Porto Pí; los viales se trasladarían al estacionamiento del centro. Noguera señaló que esta propuesta se podría poner en marcha ya, puesto que está muy avanzada con Mobilitat. Además, informó que se han reunido con Autoritat Portuària para abordar este asunto; el objetivo del Consistorio es que la administración estatal colabore económicamente.

El titular d’Urbanisme argumentó que esta medida permitiría redistribuir a los turistas, que ahora se concentran en el centro; la intención es que desde el Passeig Marítim puedan acceder a El Terreno, Cala Major o Sant.