0

Unos 30 alumnos de la escuela de crupiers del Casino Teatro Balear se han concentrado este miércoles a las puertas de la Conselleria de Trabajo para exigir «una vez más» soluciones a su «situación de desamparo», según ha señalado en un comunicado esta empresa.

El objetivo de la concentración era «exigir soluciones a los políticos» para poner fin a una situación de «desamparo que dura ya muchos meses».

El Ayuntamiento de Palma denegó la licencia de actividad al Casino Teatro Balear, que finalmente no ha abierto sus puertas, porque pretendía un aumento del foro hasta las 1.180 personas, el doble del proyecto presentado por el adjudicatario.

Los alumnos concentrados han reivindicado un «empleo estable» como el que les ofrece el Casino Teatro Balear, por lo que han entregado un escrito para reclamar una solución a las administraciones públicas.

Desde esta conselleria se les ha ofrecido la posibilidad de reunirse con el titular de Trabajo, Iago Negueruela.