0

UGT ha valorado este jueves el descenso del paro en Balears, si bien ha advertido que no «puede causar euforia» porque la «fuerte» temporalidad de los contratos y la precariedad provocan que la clase trabajadora sufra «pobreza laboral».

Así se ha pronunciado la secretaria de Organización y Comunicación de UGT, Esperança Barceló, tras analizar los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) del tercer trimestre publicados este jueves, que señalan un descenso del desempleo del 13,55 por ciento en relación al mismo periodo de 2014, lo que deja una cifra total de parados superior a las 89.000 personas.

Barceló ha destacado la importancia de que la tasa de paro del tercer trimestre en Balears, situada en el 13,88 por ciento, sea siete puntos más baja que la tasa media del conjunto del Estado, al superar el 21,1 por ciento.

Sin embargo, ha lamentado la «precariedad laboral» existente en el archipiélago, donde en septiembre los contratos de menos de siete días aumentaron un 28 por ciento, según datos del Servicios Estatal de Empleo (SEPE), y los contratos de un único día a media jornada se incrementaron un 56 por ciento.

La dirigente sindical, ha señalado, además, que unas 70.000 personas de las Islas ganan menos de 8.000 euros al año, un dato que evidencia la pobreza laboral que sufre el archipiélago.

«Mientras haya trabajadores pobres no se puede afirmar que la crisis ha acabado ni que la recuperación es un hecho», ha concluido Barceló.