Solidaridad sin fronteras

Jóvenes de Magaluf que han trabajado en Sierra Leona envían dinero para combatir el ébola

|

Valorar:
preload
Grupo de cooperantes mallorquines residentes en Magaluf: Jessica Maniere, Federico Rettori, Marcelo Cabeza y Florencia Visconti, en la imagen en Sierra Leona. Allí se ha montado un centro nutricional dirigido a niños y madres, muy afectados por la malnutrición.

Grupo de cooperantes mallorquines residentes en Magaluf: Jessica Maniere, Federico Rettori, Marcelo Cabeza y Florencia Visconti, en la imagen en Sierra Leona. Allí se ha montado un centro nutricional dirigido a niños y madres, muy afectados por la malnutrición.

06-12-2013

La solidaridad no tiene fronteras y así lo ha entendido el grupo de jóvenes mallorquines que tienen su local social en Magaluf de la ONG Por Un Buen Camino. Desde hace ya varios años esta organización trabaja en la asistencia a los más desfavorecidos de países del tercer mundo. Marcelo Cabeza es uno de los voluntarios, "hoy mismo hemos enviado desde Palma a Sierra Leona tres mil euros para que nuestros representantes nativos puedan construir centros de aislamiento contra el virus del ébola. Ese es nuestro plan y con nuestros socios y cooperantes seguir ayudando desde aquí".

Este grupo residente en Magaluf, hace un par de años puso la mira en Sierra Leona, donde con el apoyo de la Fundación benéfica del futbolista Leo Messi, se montó un Centro de Atención Nutricional abocado a los más pequeños y a sus madres con el fin de combatir la malnutrición existente en el país considerado como uno de los más empobrecidos del mundo. El éxito ha sido tal, que la sociedad toda en Sierra Leona reconoce a Por Un Buen Camino, como un gran respaldo a las necesidades básicas de muchísimas familias.

Recientemente el brote de ébola ha hecho que los voluntarios mallorquines no puedan entrar en Sierra Leona, no obstante el personal de apoyo local, ha quedado en dicho centro, y sigue trabajando en pos de los objetivos trazados inicialmente.

Proyecto

Marcelo Cabeza Díaz añade que quieren montar un Centro de Aislamiento en una de las zonas afectadas, que consistirá en tiendas de campaña donde se entregarán medicinas, comida y traslados a los hospitales más cercanos (fundamentalmente el situado en la ciudad de Kenema, por ser el más completo). Asimismo en dicho centro se brindará atención de personal sanitario y médicos de asesoramiento.

"Somos muy optimistas en poder minimizar los riesgos de propagación de la enfermedad con este trabajo", dice Marcelo, quien, además, indicó ser esta una oportunidad "para probarnos a nosotros mismos y ver nuestra capacidad de reacción para resolver los problemas cuando se nos vienen encima".

Una enfermedad más

Por otra parte, Marcelo Cabeza sostuvo que no existe conciencia en la gran mayoría de la población de Sierra Leona sobre los peligros reales del ébola ya que «para ellos (los habitantes de Sierra Leona) es una enfermedad más de las muchas que padecen».

Por tal motivo se está llevando a cabo una campaña con el personal a través de las radios locales explicando las consecuencias y las conductas de riesgo que pueden derivar en esta fiebre hemorrágica sumamente infecciosa. Este equipo ya ha adquirido mascarillas, trajes y guantes para enviar a Sierra Leona.

Por Un Buen Camino se ha puesto también a disposición de Médicos Sin Fronteras y de Cruz Roja para el apoyo necesario, ya que la experiencia que tienen en la zona, les ha brindado el conocimiento exacto de cada uno de los rincones de la geografía de Sierra Leona. Cabe recordar que el ébola se ha llevado la vida de más 1.200 personas en muy pocos días.

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Antonio.
Hace más de 5 años

¡Qué comida de coco!!.

Valoración:menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1