14

La Federación de Asociaciones de Padres y Madres (FAPA) de Mallorca ha acusado a las administraciones públicas de promover actividades que asocian el ocio con el alcohol y causan un efecto negativo sobre los menores en lugares como Magaluf y con iniciativas como el «Birracruzis» de Pollença.

FAPA Mallorca y la plataforma de familias FERYA han criticado en un comunicado conjunto el fomento por parte de las administraciones públicas de actividades que promocionan «un ocio nocivo, en la calle y a plena luz del día, y que no garantizan una correcta prevención del consumo de sustancias tóxicas entre los menores».

Las entidades rechazan la permisividad de dicho vínculo entre ocio y alcohol, tanto de cara a la población local como a los turistas, mediante actitudes «normalizadas» que «se repiten con demasiada frecuencia en las fiestas y actividades que ligan de manera peligrosa diversión con alcohol».

Califican como «lamentable», el ocio «muy poco saludable que se fomenta en algunos lugares turísticos de la costa, como es el caso de Magaluf, donde se repiten diariamente todo tipo de actitudes incívicas y que han conducido a accidentes graves».

Las entidades también han rechazado el Birracruzis que este año celebrará su novena edición el 30 de agosto en Pollença, un evento del que critican que tenga «como principal finalidad beber cerveza y hacer una competición, premiando a quienes más beben», algo que consideran que «desprende un mensaje de promoción del consumo no moderado de alcohol ligado a la diversión, contrario a las políticas de salud pública por las que las administraciones deberían velar».

FAPA Mallorca y FERYA recalcan que esta actividad se realiza en la vía pública a partir de las 9:00 de la mañana y lanza un mensaje de permisividad en el abuso del alcohol como se ha visto en anteriores ediciones, celebradas en Alcúdia e Inca.

Las entidades han manifestado su preocupación ante la autorización de este evento, porque consideran «insuficiente» que el Ayuntamiento de Pollença se haya comprometido a garantizar el cumplimiento de la normativa vigente en cuanto a la venta de alcohol a menores y a la seguridad de los participantes y del resto de ciudadanos.

«Lo consideramos del todo insuficiente ya que no nos contesta a cómo piensa evitar la promoción del consumo de alcohol ante los menores en la vía pública», señala la nota.

Otras actividades en las que rechazan que se produzca un consumo de alcohol desmesurado en la vía pública, incluso por parte de menores, son las fiestas populares y las verbenas. Las entidades han alabado a los ayuntamientos que han aprobado ordenanzas específicas para evitarlo como los de Campos, Capdepera, Esporles o Montuïri.

Las dos entidades han reclamado «coherencia a las administraciones» y que no sigan promocionando «un ocio nocivo para los menores».