0

El conseller de Hacienda y Presupuestos, José Vicente Marí, ha afirmado este viernes que «nuestra gente se esfuerza», en alusión al trabajo de los ciudadanos de Balears por la recuperación económica y al esfuerzo del Govern por contener el déficit, por lo que «el Gobierno tiene que ser serio y cumplir también».

«Cuando pedimos cosas nos comportamos con seriedad y cumplimos», ha aseverado el conseller, que ha vuelto a reivindicar hoy tras el Consell de Govern la necesidad de modificar el actual sistema de financiación autonómico, con el consenso del resto de comunidades.

Marí ha aludido a la «credibilidad» del ejecutivo autonómico y al esfuerzo de la sociedad balear para consolidar el crecimiento económico de las Illes Balears.

«Hemos trabajado duro, hemos sembrado y ahora comenzamos a recoger los frutos», ha dicho el conseller sobre el hecho de que Balears sea la primera comunidad en salir de la crisis económica, tal y como ha destacado en varias ocasiones el presidente balear, José Ramón Bauzá.

Tras asistir ayer a la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), el titular de Hacienda ha señalado que él no ha escuchado al ministro de Hacienda y Administración Pública, Cristóbal Montoro, afirmar que el sistema de financiación no se reformará en la actual legislatura.

En estos momentos el Gobierno y las comunidades están evaluando «lo bueno y lo malo» del sistema de financiación de 2009, ha comentado María, que ha criticado que «algunos» partidos políticos de Balears, en alusión a la oposición, «no han contando lo malo del mismo».

El conseller ha presentado las cuentas generales de la comunidad autónoma correspondientes al año 2013, cuya deuda viva alcanzó los 5.346 millones de euros.

La comunidad autónoma cerró el año pasado con 5.181 millones de euros de derechos reconocidos, 4.779 millones de obligaciones reconocidas y arrojó un resultado presupuestario de 402 millones de euros.

Otro de los datos del informe que ha mencionado el conseller es que la deuda, tanto la denominada SEC como la no SEC, creció un 125 % entre junio de 2007 y junio de 2011, mientras que de diciembre de 2011 a diciembre de 2013, en la actual legislatura, se incrementó en un 34,6 %.

«Ni aún haciéndolo muy mal este año llegaremos al endeudamiento del 125 % de la pasada legislatura», ha apostillado el titular de Hacienda.

En estos momentos, la comunidad autónoma está «mucho mejor» que en 2011 desde el punto de vista presupuestario y financiero, ha resaltado Marí, que se ha referido a la «apuesta» del Govern por rebajar próximamente los impuestos que gestiona la administración autonómica.

El objetivo es que «la gente tenga más dinero en el bolsillo y se reactive el consumo», si bien el conseller no ha concretado más cómo podría ser esta rebaja.

De todos modos, Marí ha querido aclarar que los ciudadanos de Baleares pagan menos impuestos que la media del Estado y que el Govern «no tocó» en su día el IRPF en el tramo autonómico, ni tampoco el de sucesiones y donaciones.

Sobre el anuncio de ayer del ministro Montoro de mejorar la financiación de Baleares en 2015 en 93,6 millones de euros, el conseller ha respondido: «para mi comunidad todo me parece poco».

Respecto al objetivo de déficit del 1 % fijado por el Gobierno en 2015 para las comunidades autónomas y del 21,1 % de deuda pública, el conseller ha dicho que Baleares «cumplirá».

Baleares cerró 2013 con un déficit del 1,3 % (334 millones), a pesar de que el techo impuesto por el Gobierno fue del 1,47 %.