Manel Carmona, Javier Couso, Grosske, Maribel Alcázar y Manolo Cámara, en ses Estacions. | T. Ayuga

2

Javier Couso, hermano de José Couso, cámara de televisión asesinado en el Hotel Palestine de Bagdad, Irak, en un ataque no justificado del Ejército de EEUU en abril de 2003, aterrizó a mediodía de ayer en Palma para liderar un mitin-almuerzo como «activista contra la impunidad» y candidato de IU a las elecciones europeas del 25-M.

Ante más de un centenar de personas, Javier Couso compartió cartel con Maribel Alcázar y Eberhard Grosske en el Parc de ses Estacions. Todos destacaron la importancia de votar para terminar con los recortes sociales en Europa. «Hay que cambiar la orientación de esta Unión Europea que no trabaja para los ciudadanos, sino para los grandes intereses de la banca», aseguró.

Por su parte, el candidato a las europeas Eberhard Grosske reivindicó el «mensaje central» de la campaña basado en dos puntos: «Ante estas elecciones se decide la continuidad o el cambio».

El veterano líder de Esquerra Unida destacó que su formación política es la única que puede «contestar» a la troika y frenar las líneas de austeridad: «Un cambio real –dijo– frente al bipartidismo liderado por conservadores y socialistas».