Joana Maria Camps, durante el pleno de esta mañana. | Joan Torres

57

La consellera de Educació, Cultura i Universitats, Joana María Camps, ha anunciado este martes en el Pleno del Parlament que el Govern va a comenzar a aplicar pruebas iniciales en las clases del tercer curso de Educación Primaria de cara a que los equipos directivos de cada escuela puedan evaluar la aplicación del Tratamiento Integrado de Lenguas (TIL) que se ha puesto en marcha en el presente curso.

De este modo, ha explicado la titular de Educación, se «dará libertad» para que los docentes junto con los padres de los alumnos celebren reuniones en las que se puedan poner en marcha «proyectos concretos con el objetivo de mejorar los resultados». Esta actuación se llevará «centro por centro», ha remarcado Camps al respecto.

Así lo ha revelado Camps, en respuesta a una pregunta formulada por la diputada del grupo socialista, Cristina Rita, quien se ha interesado por la evaluación académica del primer trimestre del curso, teniendo en cuenta, ha dicho la diputada socialista, que «la situación no es normal desde la entrada en vigor del TIL y desde que usted tomó posesión de su cargo», le ha espetado a la consellera.

En su intervención, Rita ha apuntado que según los datos que maneja su formación, los resultados académicos ante la aplicación del TIL están siendo peores que años anteriores. En este punto, ha puesto como ejemplo el caso del Instituto de Porto Cristo (Mallorca) en el que los resultados de las materia que se imparten en castellano el inglés han empeorado, ha asegurado. El pasado curso el 63% de los alumnos aprobó inglés frente al 44% de este año, la puntualizado la diputada del PSIB.

Noticias relacionadas

«El TIL no ha mejorado las expectativas de los alumnos sino que los ha empeorado», ha recriminado Rita a Camps, a quien le ha dicho que «su modelo educativo ha fracasado».

En este sentido, la consellera de Educación ha acusado a Rita de ser «poco científica y poco seria» al presentar datos «interesados», al tiempo que ha censurado que el PSIB tenga ya conclusiones de la aplicación del TIL «en tan sólo tres meses de aplicación», entre septiembre y enero.