La falta de cobertura en la TDT afecta a unas 20.000 personas en Balears. | Manu Gon

3

El Govern ha anunciado que destinará 767.624,73 euros en 2014 para garantizar la señal de la TDT en zonas donde no llegan los radiodifusores en las islas como lugares aislados y sin cobertura, una inversión que evitará problemas en la recepción de canales públicos de televisión a unas 20.000 personas.

La Administración autonómica, a través de la Dirección General de Innovación y Desarrollo Tecnológico, evitará un vacío de cobertura que afecta a un 2 % de la población en el caso de los canales públicos y de un 5 % para los privados, ha informado el Govern en un comunicado.

La televisión pública nacional está obligada a garantizar una cobertura del 98 % de la población total mientras que las privadas deben garantizar un 95 %.

El director general de Innovación y Desarrollo Tecnológico, Antoni Mateos, ha explicado que la falta de cobertura en la TDT afecta en la actualidad a unas 20.000 personas en las Islas Baleares y con esta inversión el Govern intenta «garantizar a los ciudadanos un derecho constitucional como es el derecho a la información».

A pesar de esta extensión de cobertura que lleva a cabo la Conselleria de Economía y Competitividad, hay sitios aislados, con orografía escarpada y poca población que quedan también sin cobertura de TDT. En estos casos la solución es la de SAT-TDT que implica el uso de un decodificador por satélite, que permite recibir los canales nacionales públicos y privados, pero no los canales autonómicos o locales.

En este caso, son los técnicos de la Comunidad Autónoma los que validan los decodificadores que pueden utilizarse en cada territorio.

En Baleares hay diferentes áreas de cobertura. La zona 1 se refiere a aquellos centros sufragados por los radiodifusores, y en el caso de Baleares, los principales son los de Alfàbia (Mallorca), El Toro (Menorca), Sant Llorenç (Ibiza) y el Pilar de la Mola (Formentera).

La zona 2 dispone de centros sufragados por el Govern con la colaboración de otros entes locales y que mejoran la cobertura en Estellencs, Banyalbufar y Capdepera en Mallorca; Cala Morell, Binibeca y Punta Prima en Menorca o Cala Tarida, Sant Mateu o el Pilar de Formentera en las Pitiusas. La zona 3 adopta una solución vía satélite gratuita para el usuario en zonas poco urbanizadas y orográficamente difíciles.

El Governo obtuvo el permiso de los diferentes radiodifusores para extender su cobertura y actúa también como radiodifusor mediante la empresa pública Multimedia de las Islas Baleares.

Esta empresa, en cambio, actúa como operador de transporte y difusión de señal, con la autorización de la extinta CMT - Comisión del Mercado de Telecomunicaciones y realiza una gestión técnica, de mantenimiento y operativa.

Según Mateos, la Dirección General de Innovación y Desarrollo Tecnológico no sólo financia la extensión de cobertura de TDT, sino que también pone a disposición de los usuarios, ingenieros e instaladores de telecomunicaciones la información de los centros emisores, canales, programas y otros parámetros técnicos que pueden servir para recibir mejor la información de la televisión.