Esperanza Crespí, presidenta de PalmaActiva. | X. FUSTER

55

El Ajuntament de Palma ha modificado finalmente la normativa para que los niños puedan acceder con los padres a PalmaActiva, después de la polémica suscitada a raíz de la protesta de una usuaria, Dolors Domínguez, cuando estaba dando de amamantar a su hija de 17 meses y fue expulsada.

Así lo ha confirmado Esperanza Crespí, presidenta de PalmaActiva, a través de su cuenta de Twitter. "Tras haber hablado con Dolors Dominguez personalmente, revisaremos la normativa interna del CIR para que acceder con niños no sea impedimento", ha asegurado. Y posteriormente, se ha modificado dicha normativa.

Hechos

Noticias relacionadas

Dolors Domínguez explicó ayer que hace tiempo que acude a las dependencias municipales acompañada de su hija para buscar trabajo, ya que no tiene dónde dejarla; y aseguró que nunca le habían dicho que no pudiera llevarla. Sin embargo, ayer una de las trabajadoras de PalmaActiva le dijo que no podía amamantar a la pequeña, Dolors le preguntó el motivo y la trabajadora le respondió que no podían entrar niños.

Indignada, Dolors abandonó PalmaActiva, aunque regresó para pedir una hoja de reclamaciones que hoy mismo tiene previsto llevar. Además, volverá a la sala de recursos en la que busca trabajo.

La presidenta de PalmaActiva, Esperanza Crespí, manifestó que el reglamento de PalmaActiva prohibe la entrada de menores de 16 años y argumentó que si hasta ahora Dolors había podido entrar con su hija es porque habían sido permisivos. Crespí explicó que PalmaActiva es un lugar al que la gente acude a buscar trabajo y a formarse, por lo que necesitan silencio para poder estar concertados. Aunque esta mañana ha rectificado.