Caso Maquillaje

El lunes comienza el juicio por el caso Maquillaje

| Palma de Mallorca |

Valorar:

La Audiencia Provincial de Palma ha previsto que el juicio sobre una pieza separada del caso Maquillaje, en la cual se investiga el desvío de 240.000 euros durante la legislatura 2003-2007 desde el Consell de Mallorca -gobernado entonces por UM y PP- a empresas audiovisuales vinculadas a los acusados, se prolongue durante diez jornadas de sesiones, que concluirán el 1 de junio.

Ésta será la primera ocasión en la que María Antònia Munar se sentará en el banquillo por uno de los casos de corrupción en los que está imputada, en concreto en el caso Maquillaje, en el que la Fiscalía le pide una pena de 6 años de cárcel por el supuesto desvío de 240.000 euros a empresas audiovisuales.

En esta vista también serán juzgados el que fuera compañero de partido y exvicepresidente del Consell de Mallorca Miquel Nadal y otras ocho personas, quienes están acusadas de delitos de prevaricación, malversación de caudales públicos, falsedad en documento oficial, falsedad en documento mercantil y negociaciones prohibidas a funcionarios.

Según ha informado hoy el Tribunal Superior de Justicia de Baleares, la sección segunda de la Audiencia Provincial de Palma ha señalado juicio para la semana del 14 al 18 de mayo y del 28 de mayo al 1 de junio.

Los primeros cuatro días de sesiones están previstos para las cuestiones previas y el interrogatorio de los diez acusados. Munar y Nadal declararán los últimos.

Durante los días 17, 18 y 28 de mayo declararán los casi 30 testigos propuestos por las acusaciones y las defensas y del 29 de mayo al 1 de junio se desarrollarán la prueba documental y pericial y se expondrán las conclusiones definitivas de las partes.

Según mantiene el fiscal en su escrito de acusación, los imputados «se concertaron para beneficiar de manera arbitraria con fondos públicos» a dichas sociedades, con las que, afirma, «tenían estrecha relación de propiedad».

Este desvío se hizo, según el fiscal, «con desprecio total de las normas administrativas y legales de contratación pública», con documentos oficiales «de contenido absolutamente inveraz» y con facturas falsas, todo ello para beneficiar a mercantiles «próximas a miembros destacados del partido Unió Mallorquina».

En concreto, la pieza se refiere a dos subvenciones de 120.000 euros cada una otorgadas por el Consell de Mallorca en 2004 y 2005 a la productora Vídeo U.