1

El portavoz del PP en el Parlament, Antoni Pastor, se ha mostrado hoy convencido de que los ciudadanos «castigarán» el próximo 22-M, día de las elecciones autonómicas, a un Govern «totalmente deslegitimado» desde que rompió con UM en febrero del año pasado y que se quedó en minoría parlamentaria.

Durante casi dos años, ha asegurado Pastor en rueda de prensa, el ejecutivo ha sido «incapaz» de aprobar iniciativas políticas en el Parlament y aquellas que ha sacado adelante han sido «ineficaces» para ayudar a los ciudadanos con el fin de salvar la actual situación de crisis económica.

Por culpa del PSIB-PSOE la legislatura está «perdida», ha afirmado el alcalde de Manacor, que se ha mostrado convencido de que el ejecutivo y su presidente, Francesc Antich, han gobernado de «espaldas» al Parlament y a los ciudadanos, sin adoptar medidas eficaces para crear puestos de trabajo y generar riqueza.

«Cuando se necesita un buen gobierno es justamente en una situación económica difícil», ha reivindicado Pastor, que ha añadido que es necesario recordar las cifras positivas que consiguió el gobierno autonómico del PP en la pasada legislatura y las negativas del PSIB-PSOE, que se cierra con 92.000 parados y un decrecimiento de la economía de las islas en sus últimos ejercicios.

El «remate» a la mala gestión del ejecutivo de las islas, ha continuado, ha sido la publicación de los dos últimos informes de la Sindicatura de Comptes, el primero de los cuales concluye que el Govern balear ha actuado de manera ilegal al no presentar en el Parlament para su debate y votación los presupuestos generales de la Comunidad de 2011.

A esto se suma, ha añadido Pastor, la petición de la Sindicatura de que debe hacer un «uso esmerado» de los contratos menores sin incurrir en los fraccionamientos.

El diputado popular Frances Fiol, también presente en la comparecencia, ha manifestado que este último informe pone en evidencia que el Govern no ha superado en 2009 «todos los defectos» que ya cometió en 2008.

En este contexto, Fiol se ha referido al proyecto de Ley del Bueno Gobierno que mañana, martes, se debatirá y votará en el Parlament.

Al tiempo que el ejecutivo socialista quiere aprobar una iniciativa legislativa para la transparencia en la administración, él mismo no cumple con la ley, como lo demuestra los referidos informes, ha lamentado el ex conseller de Educación y Cultura. No es ni un gobierno «riguroso ni serio», ha apostillado.

El portavoz de los populares ha dicho que mañana se verá si el PP puede llegar a un acuerdo con el Govern y apoyar la Ley del Buen Gobierno.

Además, Pastor ha lamentado el «muy poco respeto» de los socialistas hacia el Parlament porque se cierra la legislatura sin que el gobierno autonómico haya respondido a 567 solicitudes de documentación formuladas por el PP y después de que se hayan suspendido hasta 17 comparecencias de consellers, lo que demuestra las «muy pocas ganas» del ejecutivo de dar explicaciones de su gestión a la oposición.