Los mataderos reanudan hoy su actividad después de permanecer dos días cerrados

Las instituciones hicieron ayer pruebas para quemar los residuos cárnicos en Son Reus

| Palma |

Valorar:
preload
El matadero que gestiona Carn Illa en Palma permanecía ayer tarde cerrado.

El matadero que gestiona Carn Illa en Palma permanecía ayer tarde cerrado.

Los dos mataderos de Palma (gestionado por Carn Illa y Matisa) y el de Felanitx (gestionado por Ramaders Agrupats) reanudarán hoy su actividad después de permanecer durante dos días sin sacrificios animales por falta de un espacio adecuado para poder depositar los restos de los animales sacrificados al no tener acceso a la finca de tratamiento con gusanos de Llucmajor.

Mientras desde las instituciones -Consell y Govern- se continúan las negociaciones con los responsables de los mataderos para intentar encontrar una solución definitiva para la eliminación de residuos cárnicos, ayer se realizaban unas pruebas que consistían en quemar residuos en la planta de Son Reus de Palma.

Residuos

Por su parte, el director insular de Residuos del Consell de Mallorca, Josep Maria Ferrà, expresó ayer su confianza en que dentro de este mandato pueda optarse por una de las tres propuestas que están estudiando: instalar un digestor, una planta de biogás o un horno de incineración.

Cualquiera de estas tres opciones, a día de hoy y a falta de los informes económicos y ambientales pertinentes tiene las mismas posibilidades aseguró Ferrà.

«No habrá solución firme en seis días», afirmó ayer Ferrà en declaraciones recogidas por la Agencia Efe.

Como solución provisional los residuos se trasladarán a Son Reus para posteriormente ser enviados a la Península en contenedores de refrigeración.

El gerente del matadero de Carn Illa (Palma), Joan Sastre, indicó ayer que ya han abierto sus puertas a la entrada de animales porque «no podemos estar de brazos cruzados, porque se tienen que hacer muchos sacrificios».

Mientras que desde las agrupaciones agrarias, Unió de Pagesos y Asaja Balears, insisten en que no basta con poner parches y critican la pasividad e «irresponsabilidad» de las instituciones al problema del tratamiento y la eliminación de los residuos cárnicos, por lo que desde Asaja Balears reclaman «una solución definitiva a un problema que colea desde hace mucho tiempo», insistió Gabriel Company, presidente de Asaja Balears.

«No descartamos tomar medidas de fuerza en los próximos días como llevar a los animales frente al Consolat», indicó ayer Company.

Por su parte desde el grupo popular en el Consell de Mallorca y el del Ajuntament de Palma exigen soluciones inmediatas y califican el cierre de mataderos como «la peor de todas las soluciones».

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.