1

Caja Murcia, Caixa de Baleares Sa Nostra, Caja Granada y Caixa Penedés, negocian constituir un Sistema Institucional de Protección (SIP) después de desvincularse del que será liderado por Cajastur y Caja Mediterráneo (CAM).

Así lo explicaron a EFE fuentes financieras que agregaron que representantes de estas cajas están estudiando las condiciones en las que se podría cerrar un grupo SIP que permite a cada entidad mantener su marca, pero con el que comparten riesgos y acudirán a los mercados a captar capital como una única entidad.

Las mismas fuentes señalaron que aunque Caja Granada estuvo negociando con Caja Cantabria, Cajastur, Caja Murcia, Caixa de Baleares y Caja Extremadura un acuerdo de integración, finalmente se desvinculó del SIP anunciado ayer y que dará lugar al tercer grupo financiero de cajas y el quinto grupo del sector financiero español.

Este Sistema Institucional de Protección, participado en un 40% por CAM, un 40% por Cajastur, 11% por Caja Extremadura y 9% por Caja Cantabria, tiene un volumen de activos superior a los 135.000 millones de euros y un volumen de negocio cercano a 177.000.

Esta alianza de cajas pedirá cerca de 1.600 millones de euros al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) para abordar el proceso de integración anunciado, según fuentes financieras.

Caja Murcia, Sa Nostra, Caja Granada y Caixa Penedés consideran que un SIP creado por ellas reforzaría su posición de un modo más adecuado a sus características que haberse embarcado en el proyecto anunciado ayer, adjuntaron las mismas fuentes.

Fuentes oficiales de Caja Granada se limitaron a admitir a EFE que la caja mantiene conversaciones con otras entidades con el fin de lograr «la mejor alianza estratégica posible».

Las mismas fuentes han recordado que el presidente de CajaGranada, Antonio Jara, ya ha expresado públicamente cuáles son los límites impuestos por la entidad a esas posibles alianzas: el mantenimiento de la marca, la «absoluta lealtad» con el territorio y el respeto a la plantilla.

La entidad granadina mantiene que en el análisis que está haciendo de las posibilidades a negociar está actuando «con rigor y seriedad».

Fuentes de Cajamurcia destacaron a EFE que la entidad prosigue con sus negociaciones con otras cajas de ahorro para alcanzar «posibles alianzas», reiteraron que la entidad «no tiene ninguna prisa» para realizar la operación y destacaron que «no confirman» negociaciones con Sa Nostra, Caja Granada, y Caixa Pedenés.

La constitución de un SIP entre estas cuatro entidades supone un grupo con unos activos que sumaría la séptima caja de ahorros española al sumar 73.055 millones de euros, de los que 23.041 millones provienen de Caixa Penedés; 22.140 millones de Caja Murcia; 14.114 millones de Sa Nostra y 13.759 millones de Caja Granada.