0

Unió Mallorquina presentó ayer en el Parlament una proposición de ley del suelo, un proyecto que por una cuestión u otra no ha sido todavía aprobado por el Consell de Govern.
El presidente de UM, Josep Melià, acompañado por la portavoz de la formación nacionalista, Cati Julve, presentaron su propia propuesta de ley del suelo al no sentirse vinculados al actual Govern.
Melià señaló que el PP ya ha anunciado que apoyará la admisión a trámite del texto, indispensable para que pueda aprobarse. Posteriormente, PP y UM negociarán el contenido del texto, aunque los populares no se han comprometido a apoyar la ley de los nacionalistas.
Melià cuestionó la lentitud del Govern en dar salida a su ley del suelo, que podría ser aprobada en el Consell de Govern del viernes. «El Govern debería aplicarse un poco más», señaló el presidente de los nacionalistas.
Se podría dar la circunstancia en el Parlament de que se admitiese a trámite la ley del suelo de UM y, en cambio, el proyecto de ley del Govern no pudiese ni comenzar a tramitarse por no contar con los votos necesarios.
Seguridad jurídica
La ley del suelo de UM persigue acabar con la dispersión normativa en materia territorial y urbanística, además de dar más garantías a la seguridad jurídica y avanzar en la participación a través de las nuevas tecnologías.
UM mantiene que la superficie mínima para construir en suelo rústico sea de 14.000 metros y defiende que haya modificaciones en la materia de disciplina urbanística. La ley del suelo de UM derogaría hasta 12 normas urbanísticas actuales.