La manifestación organizada por la Plataforma por la Igualdad recorrió el centro de Palma. | Pere Bota

1

Las mujeres tomaron ayer el centro de Palma e hicieron oír su voz, desafiando al frío, con motivo de la celebración del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer Trabajadora, en una manifestación convocada por la Plataforma por la Igualdad entre hombres y mujeres, a la que asistieron asociaciones feministas, entidades y organizaciones sociales.
Más de 300 personas participaron en la manifestación que recorrió el centro de Palma, desde la Plaça de Cort hasta la Plaça d´Espanya, portando pancartas en las que se podía leer: 'En el treball i en la societat iguals i corresponsables', 'El capitalisme i el patriarcat ens fan precàries. Rebel·lat' y 'Necessitam un món amb igualtat real'.
Entre los asistentes a la manifestación estaban la consellera d´Afers Socials, Fina Santiago; el vicepresidente del Consell, Miquel Rosselló y la presidenta provisional del Parlament y que hoy será nombrada presidenta, Aina Rado. También participó el presidente del PP de Palma, José María Rodríguez, que fue increpado por algunos de los manifestantes con gritos de 'Rodríguez feixista tu no ets feminista'.
Por otra parte los Joves d´Esquerra Nacionalista (JEN)-PSM celebraron ayer tarde un acto reivindicativo contra la discriminación que todavía siguen padeciendo las mujeres.
El acto, que se llevó a cabo ayer tarde en la Plaça Major de Palma, consistió en probar suerte con los dardos en una diana formada por cuatro colores que indicaban los ámbitos de la vida laboral: personal, familiar, social y labora o educativo. Según el color en que se hacía diana se explicaba un ejemplo de discriminación sufrido por las mujeres.
Publicidad
La nueva directora general de Consum de la Conselleria de Salut, Conxa Obrador, abogó ayer por un consumo «crítico» de los mensajes publicitarios que todavía discriminan a las mujeres, y recordó que «todavía existe una mayor presión publicitaria y de consumismo hacia las mujeres, que todavía son objetivo de muchas campañas, ya sean como adquirientes de bienes y servicios para ellas mismas o para sus familias».
La directora general consideró necesaria una nueva cultura de consumo en contraposición al consumo «feroz que se había impuesto hasta ahora», lo que sustenta en unos valores como «la equidad, la protección, la veracidad y la confianza», con el fin de consumir de manera «más responsable, solidaria y sostenible», especificó Obrador.