Las obras de construcción del campo de golf dieron comienzo apenas hace unos días. | MAGDALENA SERRA

3

La Agrupación de Cadenas Hoteleras (ACH) ha mostrado su «indignación» ante la decisión adoptada por el Consell de Govern de paralizar el proyecto de realización de un campo de golf en la finca de Son Bosc, en el Norte de Mallorca, por considerarla «contraria» a la política turística que, a su juicio, debería desarrollarse en Baleares, cuyo fin último debe ser «mantener» la competitividad frente a los destinos competidores.

Según un comunicado difundido hoy por la patronal de cadenas hoteleras, se trata de una iniciativa encuadrada dentro de las que los mercados emisores de turismo hacia Baleares «están solicitando» y que serviría para contribuir a la desestacionalización turística en aquella zona de la isla, que repercutiría de una «forma muy directa» en el empleo, con unos 25 puestos laborales previstos para el propio campo de golf.

Además, la ACH recordó que las obras del golf de Son Bosc, que se habían iniciado el pasado lunes, «suponen una fuerte inversión en un momento difícil y cuyo efecto dinamizador ya era perceptible, por lo que se pregunta cuál es el motivo de que ahora el Ejecutivo Autonómico plantee la realización de un Plan de Ordenación de Recursos Naturales (PORN), cuya confección duraría en torno a dos años.

A ello, las cadenas agregaron que el proyecto cuenta con las preceptivas licencias y da «estricto cumplimiento» a un «riguroso» 'Plan de protección de la orquídea de prado', aprobado en esta misma legislatura (BOIB 22-08-2009) por el Govern, después de un «exhaustivo trabajo realizado a lo largo de más de un año, que supuso un profundo análisis de los terrenos» de Son Bosc, así como de la normativa medio ambiental aplicable.

Un proyecto que se tramita desde hace años

La patronal aclaró que la iniciativa se está tramitando desde hace 15 años y cuenta con todos los informes preceptivos favorables, además de que cumple con los preceptos de calidad -añadir valor al producto básico sol y playa-, desestacionalización -alargamiento de la temporada y dinamización de la economía- y respeto a los valores medio ambientales -el solar es actualmente un vertedero-, que señala el Plan de Marketing de las Illes Balears desarrollado por la Conselleria de Turisme.

Precisando lo anterior, la ACH afirmó que el golf de Son Bosc es un proyecto «recomendado» en el Plan de Ordenación de la Oferta Turística (POOT), así como en el Plan Territorial de Mallorca, que «destacan» el déficit de campos de golf en la zona del Levante de la isla, y, además, «no tiene asociada oferta residencial ni de alojamiento» de ningún tipo. También señaló que «en sí mismo es deficitario» y que, si se impulsa, es por su carácter desestacionalizador de la oferta hotelera de la zona.

Finalmente, la patronal alertó sobre la «reiterada» inseguridad jurídica que «venimos padeciendo» desde el sector hostelero, que, según manifiesta el comunicado, «está provocando un serio efecto huída», tanto de pequeños como grandes inversores, que «en absoluto nos ayudará a salir» de la crisis económica actual.