Una comisión judicial registra la sede de Televisió de Mallorca en busca de pruebas

La investigación se centra en los ex directores del ente Miquel Oliver y Antoni Moragues

| Palma |

Valorar:
preload
Miguel Oliver y Antoni Morages, en primer plano. Detrás, sus abogados, José Ignacio Herrero y Valeriano Marqués.

Miguel Oliver y Antoni Morages, en primer plano. Detrás, sus abogados, José Ignacio Herrero y Valeriano Marqués.

29-01-2010S. Amengual

Una comisión judicial procedió ayer por la mañana a registrar las oficinas centrales de Radiotelevisió de Mallorca en el Polígon de Son Castelló en busca de pruebas para sostener las imputaciones contra algunos inculpados en el 'caso Maquillaje', entre ellos, los ex directores del ente, Miquel Oliver y Antoni Moragues, ambos presentes en el registro juntos a sus respectivos abogados.

Los integrantes de la comisión se incautaron de numerosa documentación y material que serán analizados de forma exhaustiva por los investigadores del 'caso Maquillaje', abierto en octubre de 2009, y que se centra en las presuntas irregularidades en la concesión de subvenciones por parte del Consell de Mallorca en la pasada legislatura a empresas del sector audiovisual.

El registro fue ordenado por el titular del Juzgado de Instrucción 2 de Palma, Juan Ignacio Lope Sola. La comisión judicial registró diversos ordenadores y material de archivo ante la presencia de Moragues y de Oliver, así como de sus respectivos abogados, José Ignacio Herrero y Valeriano Marqués.

Imputados
Moragues y Oliver se encuentran imputados dentro del sumario del 'caso Maquillaje'. El primero declaró el pasado martes 26 de enero que él no tenía «ninguna capacidad de decisión» en las subvenciones que otorgaba el Consell de Mallorca, y el segundo explicó el pasado viernes 15 de enero, que forma parte del accionariado de Vídeo U a través de una sociedad.

El fiscal no solicitó ninguna medida cautelar contra Moragues, aunque sí lo hizo contra Oliver, al que el juez ordenó la retirada de su pasaporte.
La denominada 'operación Maquillaje', iniciada el pasado 21 de octubre con los registros llevados a cabo ese día en organismos oficiales como el Consell de Mallorca y en distintas empresas audiovisuales, corresponde a una pieza separada del 'caso Son Oms'. Esta causa, que volverá a ser competencia del juez Lope Sola tras su paso por el TSJB (por el aforamiento del ex diputado Bartomeu Vicens) investiga si en el proceso de recalificación y urbanización del polígono palmesano se cometieron delitos de alcance millonario por tráfico de influencias, estafas y negociaciones prohibidas mediante el cobro de comisiones.

En el 'caso Maquillaje' también están imputados la presidenta del Parlament, Maria Antònia Munar, que se acogió a su condición de aforada para declarar sólo ante la Sala de lo Civil y Penal del TSJB, el conseller de Medi Ambient, Miquel Àngel Grimalt, el ex conseller de Turisme Miquel Nadal, el ex diputado del Grupo Mixto Bartomeu Vicens y el ex presidente de UM, Miquel Àngel Flaquer, entre otros.

Precisamente, el juez ha ordenado, a instancias del Ministerio Público, un careo entre Nadal y Grimalt que se celebrará el próximo 2 de febrero debido a que ha detectado contradicciones en las declaraciones de ambos.

El 'caso Maquillaje' investiga la supuesta comisión de varios delitos: malversación de caudales públicos, falsedad, prevaricación y tráfico de influencias.

Hasta ahora, el juez ha ordenado diversas diligencias para averiguar el alcance de los informes realizados por la Agencia Tributaria y la Policía Nacional acerca de las presuntas irregularidades en las ayudas a a empresas audiovisuales.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.