Entrevista al líder de la oposición guineana, Victoriano Mbeto

El líder de la oposición guineana busca en Mallorca asesoramiento para potenciar el turismo en la antigua colonia española

|

Valorar:

"¿Cúal es el motivo de su visita a Mallorca?
"Como representante de la formación Resistencia Nacional de Guinea Ecuatorial, que engloba a seis partidos políticos opuestos a la dictadura de Obiang, estoy viajando por España para dar a conocer nuestro programa, dirigido a conseguir la libertad del país, y para buscar ayudas económicas, materiales, propagandísticas y de asesoramiento. Concretamente nuestro objetivo principal en Balears es reunirnos con empresas relacionadas con el turismo para que nos cuenten cómo ha sido su expansión y los mecanismo que han utilizado para desarrollar esta actividad.

"¿Para aplicarlas en Guinea?
"Mi país tiene un importante potencial turístico pero no lo podemos aprovechar por la falta de libertades. Si conseguimos un Gobierno democrático sería bueno apostar por el turismo para conseguir que entre riqueza y, por tanto, el desarrollo.

"¿Cómo está la situación de los derechos humanos en Guinea?
"Teniendo en cuenta que Obiang está al frente de una verdadera dictadura se sobreentiende que se violan todos los derechos humanos. Empezando por la falta de libertad de expresión y de movimiento hasta la tortura física. Yo mismo he sido torturado varias veces y conozco mucha gente que incluso ha muerto tras ser torturado por el Ejército, que en su mayoría está compuesto de personas de la misma región del dictador.

"¿Existen enfrentamientos entre etnias?
"Al Gobierno le ha interesado enfrentar a la tribu de los Bubis, que son minoría, con la de los Fang. Saben que si dividen al país seremos más débiles y nos podrán controlar mejor. En todo caso hay que decir que la represión, aunque más para unos que para otros, afecta a todo el pueblo guineano.

"¿Y los guineanos no pueden modificar el panorama político del país?
"El pueblo tiene miedo a Obiang y a lo que él llama «ensayo democrático». Las elecciones que se realizan están siempre amañadas a favor del Partido Democrático de Guinea Ecuatorial, que es el del dictador. Hasta que no se garantice la limpieza de los comicios el dictador se mantendrá en el poder.

"¿Y no mandan los organismos internacionales a sus observadores al país?
"Si, las elecciones son vigiladas. Pero al no tener estos observadores fuerza coercitiva no pueden evitar que haya fraude en los recuentos. En el único momento que hubo un poco de libertad para votar fueron en las elecciones municipales de 1995 donde la oposición ganó en 18 de 27 municipios a pesar del fraude y salí elegido alcalde de Malabo, una de las ciudades más importantes del país.

"¿Por qué dejó de ser alcalde?
"Altos cargos del partido fueron sobornados y se pasaron al ámbito del Gobierno. Después de cuatro años y medio en la alcaldía, y viendo que altos cargos de mi anterior partido se habían vendido al Gobierno, decidí no presentarme para que no me relacionaran con la dictadura. Un reflejo de lo que sucede en mi país es que siendo alcalde de Malabo me secuestraron y me torturaron. Tuvieron que interceder organismo internacionales para que me soltaran. ¿Se imagina que al alcalde de Palma lo secuestran y lo torturan?. Pues eso pasa en Guinea sin que nadie haga nada.

"¿Y el pueblo no muestra su disconformidad?
"Ya he dicho antes que tienen miedo, pero está claro que la libertad no se regala sino que se conquista. Si los guineanos no se movilizan y no piden en la calle un cambio en el Gobierno nunca será libre. El problema, y eso es lo que queremos cambiar, es que el pueblo, ocurra lo que ocurra, permanece inmóvil.

"¿Está a favor de la fuerza para derrocar a Obiang?
"Si te refieres a la fuerza como conflicto bélico no soy partidario. En cambio respaldo la fuerza de la sociedad para derrocar a un dictador. Con nuestro trabajo intentamos que el pueblo reaccione ante tanta maldad y demuestre su descontento con el Gobierno y con el tirano.

"¿Ha encontrado respaldo a su causa en el Gobierno español?
"La política española con respecto a Guinea no está a la altura de lo que se podría esperar teniendo en cuenta que hemos sido su colonia durante muchos años. Tenemos el mismo idioma y casi la misma cultura pero nos sentimos abandonados por la que aún llamamos «Madre Patria». Como España ya no tiene muchos intereses económicos en el país se muestra apático con las cuestiones guineanas y su postura está más cercana al respaldo de la dictadura que al sufrimiento del pueblo.

"¿Ha logrado reunirse con Aznar para comentarle su proyecto político?
"Lo hemos intentado, pero no lo hemos conseguido. Obiang estuvo en España el pasado mes de marzo y parece ser que volverá en octubre. De esta forma el Gobierno español respalda su dictadura y los abusos sobre el pueblo guineano.

"¿Y ha sido siempre así?
"Obiang está en el poder desde 1979 y desde entonces la oposición no hemos tenido ayuda por parte del Gobierno español. Felipe González, durante su mandato, pareció que intentaba ayudarnos pero el dictador le dió una condecoración al mérito o algo así y, desde entonces, varió su política y se volvió a respaldar desde España al tirano.

"¿Confía en que esta postura cambie?
"Ese es uno de los objetivos a conseguir con este viaje que nos llevará a Canarias y al País Vasco, entre otras regiones: sensibilizar al Gobierno español para que no deje huérfano a un país que fue su colonia y con el que tiene muchas semejanzas lingüísticas y culturales. Aquí teneis que daros cuenta que un país con cerca de 500.000 habitantes puede desaparecer si se permite la persecución por parte de Obiang contra todos aquellos que no respaldan su dictadura. Contra todos aquellos que lo único que pretenden es alcanzar la democracia.

"¿Han probado a buscar el respaldo de la Unión Europea?
"Claro, pero a fin de cuenta la UE está compuesta por muchos gobiernos y si uno de ellos respalda a Obiang los otros no se van a enfrentar a él. Tenemos previsto viajar por Francia y Alemania para buscar respaldos y que nuestra causa cuente con apoyo internacional.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.