Los componentes del grupo Daylight. | R.D.

0

'One More Fight' es el segundo trabajo de estudio de Daylight, cuarteto de pop punk barcelonés que en los últimos años está destacando por su energía y trepidante actividad. Con más de trescientos cincuenta conciertos a sus espaldas, la banda de los gemelos Burek ha girado por Bélgica, Reino Unido, Rusia, Japón y China, donde su disco escaló al número uno en la principal plataforma musical digital del país, Douban.

'One More Fight' lo integran diez cortes en los que demuestran que no han perdido su instinto, frescas y pegadizas «las canciones se pegan como un chicle a la suela de un zapato». Esta noche defenderán su nuevo trabajo en la sala Tunnel de Palma, a partir de las 22.00.

Grabado en Italia y mezclado en Estados Unidos por el productor Andrew Wade (A Day To Remember, The Ghost Inside, A Loss For Words...) 'One More Fight' “es un álbum muy variado, inicialmente compusimos veinte temas pero al final nos quedamos con diez. Son canciones directas, no esconden segundas interpretaciones, y muestran diferentes sonoridades aunque conservan la actitud melódica y rítmica de Daylight”, explica Olek Burek, miembro de la banda.

El éxito de su primer single, 'Consequences', les abrió las puertas de una gira de treinta y cinco conciertos por Asia donde pudieron actuar en eventos de la talla del Zebra Music Festival, en Shanghai, y el Dig The Grove 6, en Tokyo. Aseguran que les resulta muy estimulante el contacto con el público, se crecen, y su sonido gana muchos enteros. “Los primeros sesenta segundos son determinantes para saber si hay feedback entre artista y público, cuando cantan más fuerte que lo que oímos por monitoraje, se te ponen los pelos de punta”, asegura.