«¿Quién dijo que nos vamos del Institut Ramon Llull? Pasará a Cultura»

| Palma |

Valorar:
preload
El conseller de Cultura, Rafael Bosch.

El conseller de Cultura, Rafael Bosch.

21-07-2011 | J. TORRES

Durante la entrevista cita a Obama y a Eduardo Punset y confiesa que su sueño es que Mallorca tuviera un festival de cine. Rafael Bosch (1959), conseller d'Educació i Cultura del Govern, cumplió ayer un mes al frente de sus nuevas obligaciones y ya le hemos visto en Bellver escuchando a la Simfònica junto al tenor Johan Botha, y en el estreno de la película Amigos, del mallorquín Marcos Cabotá, toda una declaración de principios y de esperanza para un sector, el de la cultura, que deberá gestionar con muy escaso presupuesto. De talante conciliador, conoce la 'casa', en la que tuvo un cargo hace dos legislaturas; asegura que la cultura deberá contribuir al cambio de modelo de turismo y, además, afirma que «nos reuniremos con todo el mundo».

-¿El Govern tiene un plan para gestionar la cultura o irá a salto de mata, como suele suceder?
-Nuestra visión de la cultura es abierta, tanto propia de las Islas como en un sentido más abierto hacia afuera, más internacional. Entre nuestros objetivos están la promoción exterior, la recuperación y el mantenimiento de los valores propios, la lengua, la cultura y las tradiciones. También vincular la parte económica de la cultura a buscar otro modelo de turismo.

-Esto último siempre lo dicen los políticos y nunca lo cumplen.
-En una situación de crisis creo que la única virtud es que estimula a las personas a buscar soluciones y, en ese sentido, aprovecharemos las sinergias para que se promuevan actividades de tipo cultural que puedan interesar a personas de otros lugares de Europa, es prioritario que lo hagamos. En situaciones de crisis la cultura es un coadyuvante de un cambio en el modelo económico, será imprescindible, un elemento más, como mejorar la educación.

-El sector cultural que es industria no pide subvenciones, sino facilidades para poner en marcha sus proyectos. ¿Le ayudará?
-Vamos a facilitar a la sociedad civil, en este caso a ese conjunto de creadores, en el ámbito del cine, del cómic, a esa industria emergente de alto valor añadido, seguridad a nivel jurídico, pues creo que para superar los problemas es más importante dar facilidades que acudir a la subvención. Vamos a estudiar y a trabajar en propiciar un marco jurídico legal, a ser posible de desgravación económica dentro de lo que se pueda, ya que ahora mismo pasamos penurias. Tenemos pendientes reuniones en Madrid para hablar sobre esto.

-¿Poner a punto las infraestructuras como el Museu de Mallorca será una prioridad?
-Estos días estamos intentando contactar con la ministra [de Cultura] y respecto a las grandes infraestructuras tiene que haber una lealtad entre instituciones que dure años y se tienen que sacar adelante. Estamos pendientes de la adjudicación de las obras del Museu de Mallorca y del traslado del material y del personal provisionalmente.

-En la pasada legislatura el Govern fue la administración que peor se comportó con la Simfònica. De hecho le debe dinero.
-Nuestra voluntad es justamente lo contrario, he quedado para conocerla más a fondo y estamos decididos a potenciarla. Sí existe una deuda, sobre la que tengo que averiguar por qué, y nos haremos cargo de ella. Junto con el president [Bauzà] y el alcalde de Palma estuve en el concierto que hizo con Botha [hace unos días en Bellver] y fue impresionante.

-¿Se quedan o se van del Institut Ramon Llull?
-¿Quién ha dicho que nos vamos? Les avanzo que el Institut Ramon Llull pasará, por decreto, a la Conselleria de Cultura, donde parece razonable que esté. El día 25 me reuniré con Villatoro. Mi intención es acabar la programación hasta final de año y a partir de 2012 podríamos continuar formando parte. Deberíamos tener claro qué cosas haremos, cómo las haremos y qué aportaremos.

-¿Y el Institut d'Estudis Baleàrics, que estaba en 'standby'?
-Puede y debe colaborar en la promoción exterior. Debe desarrollar tareas en un sentido más amplio que el de editar trabajos y publicaciones.

-¿Qué harán con sa Llonja?
-Los técnicos dicen que no es una sala de exposiciones. Después de la muestra de Plessi, en octubre, la intención es presentar el edificio rehabilitado a la ciudad. La programación cultural la llevará esta Conselleria y trabajamos ya en algún proyecto en colaboración con sponsors para traer eventos importantes.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.