Maheta Molango, consejero delegado del Mallorca. | Redacción Deportes

16

Maheta Matteo Molango (Saint-Imier, Suiza, 1982) afirma haber «aprendido de los errores». Después de unos meses agazapado, adoptando un perfil bajo tras el regreso a la LFP, el consejero delegado pasa balance a sus casi tres años a los mandos del día a día del Real Mallorca.

Asegura que jamás pensó en dimitir de su cargo «ni siquiera después del traumático descenso» y apunta que el club estaba «más enfermo» de lo que pensaban cuando la Administración Sarver aterrizó en la SAD balear. Desde el Player Lounge de Son Bibiloni, atiende a Ultima Hora para analizar el pasado y hablar de un presente que pasa por un año «de consolidación» en la Segunda División.

El consejero delegado asegura que el descenso obligó al club a «renacer» y entiende que el ADN del club es la Primera División, objetivo que el club siempre tiene en mente, aunque ahora la prioridad es hacer un club «sostenible». Deportivamente se muestra satisfecho y afirma que el tiempo dirá si es o no necesario en el mercado de invierno ir a por un nuevo delantero.