Previous Next
6

Utz Claassen, accionista y consejero del Real Club Deportivo Mallorca, interpondrá una demanda civil contra Llorenç Serra Ferrer y Jaume Cladera, por «haberle engañado en la compra-venta de su paquete accionarial», tras desestimar la Audiencia Provincial su recurso de apelación contra la inadmisión a trámite de una querella criminal por estafa, en un auto fechado el pasado 12 de noviembre.

Según una nota remitida ayer por Claassen, los hechos son los siguientes: Serra Ferrer y Cladera, al invitarle a formar parte de la propiedad del club, siempre mantuvieron que todos los accionistas entraban en «las mismas condiciones y al mismo precio, de acuerdo al derecho de opción de compra que ostentaba Serra Ferrer, calculando el valor de las acciones sobre un precio global del club de 5 millones de euros».

Posteriormente, el consejero alemán tuvo conocimiento de que Serra Ferrer, Cladera y el resto de accionistas habían adquirido las acciones «sobre la base de un precio global del club de 2 millones de euros» y que tanto el director deportivo como el presidente no «dijeron la verdad», con el fin de «satisfacer cantidades pendientes de pago en su adquisición del club con el sobreprecio que le hicieron desembolsar a Claassen».

El abogado de Claassen, Roberto Mazorriaga Las Hayas, aseguró «aceptar la decisión de la Audiencia, que no comparto, ya que ante la abundancia de pruebas, testigos y otros indicios, a mi entender, por lo menos se debería haber llevado a cabo una investigación».

Según el auto dictado por la Sección Segunda de la Audiencia, el recurso no puede prosperar porque en la decisión recurrida está «explícita y sobradamente el porqué los hechos relatados no reúnen los requisitos objetivos» para ser calificados «como constitutivos de infracción penal alguna». «Aplicando la propia lógica del Auto, interpondremos una demanda civil en los próximas días. Los hechos y el engaño son evidentes, y la situación probatoria es clarísima. Tengo plena confianza en una decisión favorable por vía civil», concluye la nota del consejero alemán.