Lorenzo Fluxá rueda sobre el asfalto de Imola. | FIA

3

Tras los problemas en la salida del sábado, Lorenzo Fluxá (Van Amersfoort Racing) mostró una notable evolución en la segunda manga de la Formula Regional European Championship by Alpine, disputada este fin de semana en el Autódromo Dino y Enzo Ferrari de Imola, de manera paralela al Gran Premio de Emilia Romaña de Fórmula Uno.

El piloto mallorquín, de 16 años, salía desde la posición 19ª de la parrilla de Imola -la misma posición que ocupó el sábado, aunque remontando desde la última plaza tras pararse el coche en la salida-, ganando posiciones con el paso de las vueltas, en una cita programada a diecisiete giros, y en la que el hándicap de tener que adelantar a muchos pilotos no fue un obstáculo para Fluxá, que tuvo trabajo en pista para intentar escalar plazas desde la parte trasera de la parrila.

Finalmente, y tras un notable esfuerzo, Lorenzo Fluxá acabó en el puesto 13º, quedándose a las puertas de puntuar en la segunda cita del certamen y escalando hasta seis posiciones respecto a su lugar de salida en la parrilla y mejorando de manera ostensible el resultado de la manga de carrera del sábado.

La victoria fue finalmente para el suizo Gregoire Saucy (Art Grand Prix), por delante del estonio Paul Aron y el barbadense Zane Maloney, con los españoles David Vidales y Mari Boya en la séptima y octava plazas, respectivamente.

La general la lidera Gregoire Saucy, con 35 puntos, por los 31 de David Vidales, quedando 17º y sin puntuar Fluxá.

En dos semanas, la Formula Regional European Championship by Alpine regresará en el Circuit de Barcelona (7 a 9 de mayo), para tener continuidad en Mónaco, del 20 al 23 de mayo, ambas junto a la Fórmula Uno.