Mateu Martorel, presidente del Espanya Hoquei Club | Jaume Morey

8

El Comité de Apelación de la Real Federación Española de Patinaje (RFEP) dio la razón y atendió favorablemente el recurso de urgencia presentado por el Espanya Hoquei Club tras la grave sanción impuesta por el Comité de Disciplina al no poder presentarse en Las Palmas para disputar su partido de la Liga Élite de hockey en línea frente al Molina Sport. La pérdida de las conexiones aéreas por parte del equipo palmesano hizo imposible el traslado a Canarias, quedando el desenlace del choque en manos de la RFEP.

En primera instancia, el Comité de Competición y Disciplina Deportiva castigó con dureza al Espanya Hoquei Club, a quien dio por perdido el partido, además de restarle tres puntos de la clasificación, hacerle correr con los gastos arbitrales y de apertura de la pista, a lo que se unió una multa económica de 3.000 euros para el club que preside Mateu Martorell.

Resolución

Noticias relacionadas

Presentado el consiguiente recurso ante Apelación, ayer se hizo pública la resolución del organismo, que dio por buenos los argumentos del Espanya y dejó sin efecto las sanciones anteriormente impuestas. De la misma manera, fijó que «los clubes abonarán los gastos arbitrales de desplazamiento y dietas, pero no los derechos de arbitraje, que se abonarán cuando se juegue el partido», reza el fallo de Apelación, que comunica al Comité de Hockey en Línea de la RFEP que el encuentro se jugará el 1 de febrero de 2020, para validar la fecha. La predisposición del Molina Sport siempre fue total para buscar una fecha.