Salom, ante un desenlace inédito

El palmesano lidera un trío separado por cinco puntos, la diferencia más exigua en la menor de las cilindradas

| Cheste |

Valorar:
preload
GRA334. VALENCIA, 07/11/2013.- Los tres primeros clasificados del Mundial de Moto 3, los españoles Maverick Viñales, Luis Salom, y Álex Rins , respectivamente, durante la rueda de prensa que han ofrecido hoy, previa al Gran Premio de la Comunidad Valenciana, última prueba del Mundial de Motociclismo 2013, que se disputa este fin de semana, y en el que los tres tienen opciones de proclamarse campeones del mundo. EFE/Manuel Bruque.

GRA334. VALENCIA, 07/11/2013.- Los tres primeros clasificados del Mundial de Moto 3, los españoles Maverick Viñales, Luis Salom, y Álex Rins , respectivamente, durante la rueda de prensa que han ofrecido hoy, previa al Gran Premio de la Comunidad Valenciana, última prueba del Mundial de Motociclismo 2013, que se disputa este fin de semana, y en el que los tres tienen opciones de proclamarse campeones del mundo. EFE/Manuel Bruque.

07-11-2013 | MANUEL BRUQUE

Jamás en la era moderna, la menor de las cilindrada del Mundial de motociclismo se había visto abocada a un desenlace tan frenético como inédito. Tres pilotos separados por apenas cinco puntos y la victoria como única premisa para todos ellos con el premio de alcanzar el título de Moto3.

Y al frente del trío, un mallorquín quiere convertirse en el tercer piloto campeón del mundo FIM de todos los tiempos. Luis Salom (300 puntos) deberá atar en corto a Maverick Viñales (298) y Alex Rins (295) en una carrera en la que la tensión va a ser máxima para los tres favoritos. Los únicos que puede recoger el testigo de Sandro Cortese en la cilindrada menor.

La última carrera de Luis Salom en Moto3 (dará el salto a Moto2 de la mano de Sito Pons). El título está en sus manos, pues vencer le haría campeón, de la misma manera que si queda por delante de sus oponentes. También siendo terceri y Viñales cuarto o peor y Rins no gana, y si Luis acaba cuarto, con Viñales quinto o peor, y Rins no es primero o segundo, el palmesano seguirá los pasos de sus paisanos Jorge Lorenzo y Pedro Vallcaneras.

Luis Salom admite que llegar a este final de Campeonato «es una oportunidad, un premio». La estrategia también es clara: sólo sirve ganar, así que el balear, que llega a Cheste líder provisional espera divertirse «al máximo en esta carrera. Por supuesto que quiero ganar pero no quiero perder la oportunidad de divertirme», para lo que será necesario «mantener el camino que hemos realizado durante la temporada y hacer un buen trabajo durante el fin de semana», advirtió.

Viñales considera que la clave estará en «tener una buena puesta a punto para las vueltas finales», y vaticina una carrera con «un gran grupo» de pilotos. Rins confesó sentirse al mismo tiempo «un poco nervioso».

Agradecido

Salom agradeció, con sinceridad «a Maverick y Alex por este campeonato tan bonito que hemos vivido y no olvidaré el nivel que junto a ellos he cogido, lo que he aprendido, lo que he luchado y ahora lo único que se puede hacer es dar el máximo y olvidarme del resto, aunque con eso sólo soy sexto, no lo sé», aseguró.

El isleño admitió que «siempre quiero ganar, la presión es para mí, pero creo que para los tres es lo mismo si bien es cierto que a mí me encanta eso de poner todo al rojo. A veces sale y a veces no, pero bueno, como siempre, disfrutaré del domingo y de mi última carrera con este equipo de Moto3», reconoció Salom.

«Voy a ir al máximo en esta carrera. La presión es para mí, pero creo que para los tres es lo mismo, aunque a mí me encanta eso de poner todo al rojo»

El palmesano, sobre sus sensaciones para Cheste

Pasa a la página siguiente

Viene de la página anterior

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.