Copa del Rey de vela

Banco Espírito Santo se queda solo

CAM y Bribón sufren un descalabro, mientras emergen las candidaturas de Adecco y Telefónica Movistar al triunfo final

|

Valorar:

El Banco Espírito Santo no cede. El barco de Laureano Wizner y José Luis Doreste mantiene el liderato al pasar la flota por la baliza de Dragonera durante el transcurso de la regata larga de la Copa del Rey de vela disputada ayer. El CAM y el Bribón se descalabran, mientras que el Telefónica Movistar de Pedro Campos y el Adecco de José Luis Suevos y Manuel Chirivella se instalan con los favoritos. En el grupo B manda el Telepizza-Pepsi y el Zurich cae hasta la decimoquinta posición.

El Banco Espírito Santo lanzó ayer un serio aviso a la flota: el triunfo de la primera jornada no es algo esporádico, el barco busca la victoria. Las decisiones tácticas del primer día le auparon hasta el primer puesto y ayer al paso por la baliza de Dragonera seguía encabezando la clasificación. La de ayer fue una jornada de reivindicaciones. Fadesa, Telefónica Movistar y Adecco anunciaron que no barcos de relleno y que aspiran a todo.

CAM y Bribón siguen sin encontrar un puesto entre los mejores. La embarcación del Príncipe Felipe y Fernando León era el gran favorito para adjudicarse el triunfo. Había ganado todas las Regatas en las que había participado en España, pero la bahía de Palma se le está atragantando. A su paso por Dragonera ocupaba la decimoctava posición de la clasificación y la regularidad de otras embarcaciones le resta opciones. Menos oportunidades va a tener el Bribón. Ayer cayó hasta el vigesimosexto puesto de la tabla y tiene demasiados rivales peligrosos por delante.

En el grupo B el Telepizza-Pepsi era el primer clasificado. El barco Luis Doreste puede cobrar una ventaja importante sobre rivales importantes como el Zurich, que ocupaba la decimoquinta posición, y su principal adversario es ahora el italiano Giacomelli Sport. El viento sopló ayer con una fuerza de ocho nudos al comienzo de la prueba y al llegar a Dragonera alcanzaba una fuerza de catorce nudos. De continuar este viento, y de no producirse una posible encalmada nocturna se espera que el grupo de cabeza llegue a las cuatro de la madrugada.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.