El ciclista mallorquín Joan Reinoso, durante la contrarreloj de este martes en Fuji. | RFEC

0

Veintitrés segundos y un inoportuno problema con la cadena separaron al ciclista mallorquín Joan Reinoso de la medalla de bronce en la prueba contrarreloj T1-2 de los Juegos Paralímpicos de Tokio, celebrada este martes en el Circuito de Fuji. El deportista de Inca, actual campeón del mundo de la especialidad en su categoría, tendrá una segunda oportunidad este jueves, en la carrera en línea, a la caza de su primer metal en su estreno en unos Juegos Paralímpicos.

Reinoso se tuvo que conformar con la cuarta posición, con un tiempo de 31:07.27, por los 30:44 del beelga Tim Celen, bronce en una crono disputada sobre 16 kilómetros, con dos vueltas a un circuito de 8 kilómetros en Fuji.

El oro fue para el chino Jianxin Chen, con un tiempo de 25:00.32, por delante del italiano Giorgio Farroni, plata con 27:49.78, superando al citado Tim Celen, bronce, y al balear Reinoso, único español en liza en esa categoría y al que un inconveniente mecánico dejó sin poder subir a un podio que peleará en la carrera en línea.