Imagen de algunos de los mensajes publicados en las redes sociales.

La suspensión de la jornada como muestra de apoyo a los árbitros y de rechazo a la violencia ha recibido el total respaldo de diferentes estamentos de la sociedad. Desde la presidenta del Govern, Francina Armengol, hasta jugadores y técnicos pasando por clubes han mostrado su respaldo a la iniciativa de los colegiados y la medida de la Federació de Futbol de les Illes Balears (FFIB). 

«A menudo hablamos de la importancia de los valores del deporte y esta decisión honra los valores del fútbol balear. Espero que sea un punto de inflexión y reflexión que ayude a erradicar la violencia física y verbal dentro y fuera del campo. Es por el bien de los árbitros y el fútbol. Máximo apoyo», expresó Armengol en su cuenta en la red social Twitter compartiendo el comunicado de la FFIB. Los consistorios de Manacor y Montuïri, entre otros, también publicaron comunicados de apoyo a la medida en diferentes publicaciones en las redes sociales anunciando el parón en las competiciones y reivindicando el fomento de valores positivos a través del deporte. Además, recalcaron el respaldo a la siempre difícil labor de los colegiados, que en muchas ocasiones se encuentran desamparados ante la violencia verbal y física.   

El Real Mallorca también se ha sumado a la condena de la violencia y el apoyo al colectivo arbitral. Muchos otros clubes del panorama regional se han pronunciado en la misma línea. Así las cosas, el Son Sardina, el Murense, San Cayetano y muchos otros se han sumado a las muestras de apoyo a los colegiados y han mostrado su total rechazo a la violencia vivida por el estamento a lo largo de las últimas semanas.

Noticias relacionadas

Muchos técnicos de la principal referencia insular como es la Tercera División también han dejado constancia de la importancia de una medida contundente para erradicar todas las conductas que sobran en el fútbol ya sea dentro del campo o en la mayoría de ocasiones fuera del rectángulo de juego. «Creo q es una buena decisión la que ha tomado la FFIB de aplazar todos los encuentros de fútbol del fin de semana secundando o que el comité de árbitros ya había decidido. Espero jornada de reflexión. No hay excusas», apuntó el técnico con más partidos en la categoría, Nico López. Especialmente clarificador y bien argumentada fue la exposición del preparador del Platges de Calvià, Carlos Martínez, que no dudó en respaldar la iniciativa pese a que su equipo será uno de los damnificados en el plano deportivo. «Mi equipo será perjudicado como otros al tener que viajar a Ibiza y seguramente tener que jugar en día laborable con las limitaciones que eso conlleva, pero máximo respeto y apoyo a la huelga y sus motivos», expresó en una interesante reflexión más larga en su cuenta de Twitter.

El entrenador del Santanyí, José Antonio García Escudero ‘Tato’, expresó su «apoyo total para todo el colectivo arbitral sea cuál sea su categoría». «Espero que se busque una solución, no que sea un ‘quedabien’ por parte de las instituciones. Espero q la FFIB    prohiba los partidos amistoso este fin de semana (que nos conocemos)», apuntó. El técnico del Atlètic Baleares de la División de Honor juvenil, Álex Casas, que también mostró su «apoyo total al arbitraje y fútbol balear por la decisión tomada». «Los violentos no deberían de caber en nuestra sociedad y tampoco en el fútbol. Respeto máximo al colectivo arbitral», añadió.     

Nacional

El paso al frente de los colegiados y de la FFIB ha recibido elogios llegados desde fuera de las Islas, ya que han sido numerosas las territoriales y comités de árbitros que han felicitado a todas las partes por la valentía y la contundencia de una medida que debe convertirse en un punto de inflexión. Muchos lo han hecho de forma directa por las partes que han tomado la decisión y otros han mostrado su respaldo público provocando que los medios de comunicación a nivel nacional también se hagan eco de una noticia sin precedentes en el fútbol balear.

El apunte

El apunte Rubiales apoya la iniciativa

El presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), Luis Rubiales, expresó su respaldo a la medida adoptada por la FFIB a través de una conversión con su homólogo en la balear, Miquel Bestard. «Nuestro máximo respaldo a la decisión tomada por la FFIB en relación con las agresiones sufridas por el colectivo arbitral», expresó la cuenta oficial de la RFEF al anunciarse el parón en las competiciones regionales.