1

La campaña «No al insulto» fue presentada ayer por el presidente de la Federació de Futbol de les Illes Balears (FFIB), Miquel Bestard, junto a Bartomeu Riera Morro y Ramón Mulet, en representación del estamento arbitral. La Federació es la primera Territorial que se suma a la iniciativa.
El presidente destacó el interés de la Federación por erradicar los insultos del fútbol balear, no sólo a los árbitros, sino también a los entrenadores, a los jugadores y al público.
El representante del colectivo arbitral, Ramón Mulet, explicó que la campaña, iniciada por un árbitro malagueño, pretende una repercusión general que ya ha sido apoyada por clubes de diversas categorías, como el Espanyol.
La campaña «No al insulto» pretende erradicar la violencia en los campos de fútbol, porque el el mal ejemplo que se da insultando en el fútbol base puede provocar comportamientos violentos en el futuro.
Àngel Andrés Jiménez Bonillo, árbitro de fútbol adscrito a la Delegación Costa del Sol, Málaga; es el impulsor de una campaña de concienciación, a nivel nacional, que pretende inculcar valores de respeto y educación en nuestro fútbol base.