Canario, del Atlético Baleares, celebra un gol en el Municipal de Cornellà. | Redacción Deportes

0

Destapar el campeonato con tres victorias consecutivas. Es el desafío al que se enfrentará este domingo (12.00 horas, Estadi Balear) el Atlético Baleares con el Villarreal B, con el que comparte el liderato, como testigo. El equipo dirigido por Xavi Calm persigue este reto para romper con una maldición histórica que le acompaña en sus temporadas en el tercer escalón del fútbol nacional. No es la primera vez que el ATBha logrado enganchar dos triunfos seguidos en el inicio, pero jamás logró enganchar una tercera alegría. El Rayo Majadahonda (2019), Cornellà (2017), Alcoyano (2014) y Gandía (2012) frustraron ese registro al que de nuevo aspirará el domingo.     

Para intentar entrar en los libros de oro de la entidad, el ATB deberá plantarle cara a uno de los equipos que también ha arrancado el curso con la quinta marcha. El Villarreal B se presenta en el Estadi Balear con un pleno de triunfos: 1-3 al San Fernando y 3-0 al Cornellà.

Los duelos ante el filial del conjunto amarillo se han convertido en uno de los clásicos de la categoría. Hasta en ocho ocasiones ha visitado el Villarreal B el feudo blanquiazul con un balance de cuatro victorias, dos empates y dos derrotas.

El duelo por todo lo alto ha generado una gran expectación entre los seguidores y el vestuario. El cuerpo técnico es plenamente consciente de la enorme dificultad del rival y que no hay nada hecho. Uno de los jugadores que ha disputado los 180 minutos, afianzándose en el equipo es Carlos Delgado. El central zurdo gaditano, que sabe lo que es ascender a Segunda con Castellón y Albacete, atendió ayer a los medios del club.

El jugador habló de las virtudes del Villarreal: «Es un rival muy peligroso, sabemos cómo trabajan y cómo funcionan. Será un partido muy difícil como el resto, porque todos los equipos nos van a exigir mucho nivel y tendremos que dar el máximo. Quedan 36 jornadas y esto va a ser muy difícil, habrá momentos complicados y tendremos que estar fuertes».

Delgado apuesta por la cautela a la hora de analizar el arranque de curso: «Hemos empezado bien pero queda mucho y hay que seguir mejorando y progresando y no mirar mucho más allá del domingo o nos llevaremos un susto. Cuando hay tantos equipos con un mismo objetivo te habla de lo complicado de la categoría, sabemos de los nombres de equipos y jugadores, vamos con mucha prudencia y siempre mirando lo más próximo el Villarreal. Lo contrario sería un error».

Huele a partido grande. A un duelo por todo lo alto con el tercer triunfo consecutivo en el horizonte.