PALMA - FUTBOL - PARTIDO DISPUTADO ENTRE EL ATLETIC BALEARS Y EL ONTINYENT 2-1. | Jaume Morey

0

Después de acomodarse por primera en las posiciones de playoff, el ATB quiere dar un paso más en su progresión y estrenar su casillero de victorias lejos de Son Malferit. Los hombres de Mandiola encaran con bajas sensibles la visita al siempre complicado campo del Ebro, que quiere iniciar su despegue tras un mal arranque de curso que ha enderezado en cierta medida en las últimas jornadas.

Los balearicos pierden a dos de sus principales puntales ofensivos sin Canario, que cumple ciclo de amonestaciones, y Samuel Shashoua, por lesión. También ha viajado a tierras aragonesas Rubén, aunque los problemas que arrastra en los isquiotibiales invitan a la prudencia. El problema de Mandiola no es sólo perder a dos de sus grandes activos, sino que tampoco dispone de recambios naturales. Sin sustitutos claros para ocupar las bandas, al ATB no le queda otra que adaptarse en un terreno de juego de condiciones similares a las del feudo blanquiazul.

Sin recambios

Mandiola fue el primero en advertir la necesidad de reinventarse, pero ha dejado en el aire la incógnita de los movimientos que realizará en La Almozara. Tampoco quiso aclarar del todo la posibilidad de que Yelko Pino se estrenara como titular, aunque concedió opciones a que el gallego irrumpiera en el equipo.

De seguir con el mismo sistema que utilizó ante el Espanyol B, el movimiento más probable en defensa es la vuelta al once de Expósito en el lateral derecho para que Kike López adelante su demarcación más habitual y que Yelko Pino se incorpore a la banda izquierda. No obstante, el último desplazamiento al campo del Villarreal B supuso un cambio de esquema que también se ha manejado como alternativa.

El buen momento goleador de Nuha, autor de un doblete el pasado domino, y el regreso de Marc Rovirola al centro del campo son las buenas noticias del conjunto balearico, que no conoce la victoria en La Almozara en partido liguero tras haber acumulado un empate y una derrota en sus dos únicas visitas.

Delante tendrá a un rival necesitado que se quedó a las puertas de jugar el playoff el pasado curso cuando despidió la temporada en Son Malferit en la agónica salvación balearica. El Ebro ha tenido un mal inicio de la temporada, pero llega a la cita tras enlazar una victoria y dos empates que le ha permitido recuperar buenas sensaciones.
El que fuera técnico del Badalona, Manolo González, no puede contar para el encuentro de hoy con el lesionado Teo Tirado y el sancionado Gerrit, mientras que mantendrá la duda hasta última hora la participación de Javi Cabezas en una plantilla que anda escasa de efectivos.