Cartas de los lectores

Demasiada gente harta de currar y currar

La sorpresa ha estallado con la grandísima cantidad de gente que quiere la jubilación, ya. La demanda ha superado con mucho a la oferta, tal vez porque haya demasiada gente harta de currar y currar sin obtener un mayor beneficio, mientras las empresas sólo querían quitarse de encima a quienes les estorbaban. Abres el grifo, te crees que lo controlas y se produce una inundación que te desborda.

El Gobierno sueña con arreglarlo a base de los fondos europeos, a repartir a tutiplén con los nuevos presupuestos. Ojalá: estaríamos en la Arcadia feliz, pero ¿hay alguien que se lo crea, después de cómo se ha gestionado la pandemia, diciéndonos una y otra vez que la cosa ya estaba a punto de acabarse, que nos quitáramos las mascarillas y nos fuéramos de vacaciones? Parece que todo eso va a quedar en lo que eran buenas intenciones de una izquierda que quiere desconocer la realidad. Habrá revisión de pensiones sí o sí, habrá una reforma laboral aunque a ellos les disguste. Esperemos a ver que criterios de venta de inventan para vendernos el ajuste.